Seguidores

Contador de Visitas

AmazingCounters.com

Contador de Visitas

19 nov. 2012

Ruta por la Barcelona misteriosa y heterodoxa.


Patio del Palacio Dalmases
Juan Carlos Díaz y una servidora, Morgana Bas Bosch, hicimos una visita guiada por el escritor Miguel Aracil el pasado 20 de octubre.
ESGLÉSIA DE SANTA ANNA:

Empezamos por la C/ Santa Anna, donde hay una plaza que se llama Ramon Amadeu y en ella se encuentra la Iglesia de Santa Anna. Es del S. XXII, románica primero y, más tarde gótica.
Ahí, una vez al año, se reúnen ciertas personas de alta alcurnia que pertenecen hoy en día a Los Caballeros del Santo Sepulcro, ya que ese lugar es la lugartenencia europea de esta comunidad.
En el interior hay una capilla, la Capilla del Sant Perdó (Capilla del Santo Perdón), donde se pide perdón por todos los pecados como en Santiago de Compostela o en Jerusalén, que se va en peregrinación. Si no hay posibilidad de ir a uno de esos lugares, van a dicha Capilla.
Hay una leyenda que dice que se pasea un espectro por la plaza: un Prior que murió en 1.592, llamado Jaume Castella, y que fue excomulgado el mismo año en que murió. Era alquimista, pero en aquella época se le condenó como hereje. Lo enterraron fuera de su muralla, donde había un cementerio... uno de los muchos que había en Barcelona.
CEMENTIRI ROMÀ A LA PLAÇA CASTELLA:

Se encontraron unos restos y desde la calle se pueden ver, aparte de poder entrar en el museo donde hay muchísimas cosas.
Dato Curioso:
Vampirismo en la Barcelona gótica:
Un grupo de chicos con estética gótica iban ahí a hacer rituales y espiritismo y notaban el espíritu de un vampiro. Esto antes de descubrir las tumbas, pues al ser descubiertas se encontró un esqueleto cabeza abajo y con un clavo clavado como vemos en las películas.  Igual que se mata a un vampiro.
CARRER DE LA FLOR:

Es donde vivía Sant Josep Oriol, un santo con mucha tradición en Catalunya por milagroso. Era un cura que ayudaba a los pobres y “levitaba en misa”. Incluso se le había visto en dos sitios distintos al mismo tiempo.
Su casa desprendía siempre buena olor, a flores.
PLAÇA DEL PÍ:

En esta plaza está la Iglesia de Santa Maria del Pí. Sant Josep Oriol tenía una capilla donde curaba a los enfermos...
El rosetón de esta Iglesia es el más grande de Catalunya y se le conoce como “rossetó de sang o mort (rosetón de sangre o muerte). Hubo terremotos en Olot, zona de volcanes, en 1.428 y llegaron los temblores hasta Barcelona. El rosetón cayó y murieron 38 personas al caer.
Pues justo al lado hay un edificio con fenómenos de poltergeist:
Un caso de poltergeist (S. XVII) es justo en una plaza que hay al lado de la Plaça del Pí, donde había un cementerio. Justo delante había la casa de una gente adinerada. El hijo de estos señores, quedándose solo en casa, invitó a un amigo a ir a un burdel. De vuelta, pasando por otro cementerio que hoy en día es la Plaça Sant Jaume, encontró una calavera. Se la llevó a casa, todo en forma de burla, y empezaron a notar bajada de temperatura, etc... Llamaron a la puerta y al abrir se encontraron con un cadáver pero sin cabeza. Al joven le dió un infarto... y llevaron la cabeza a su sitio.
BARRI JUEU:

Otro poltergeist en el barrio judío, en el Carrer del Call:
Ahí está la casa del judío más importante de la época, claro. Era conocido por sus venenos.
Un chico le pidió una pócima para enamorar a una chica. Tres veces y no consiguió nada. Entonces le pidió un veneno para matarla. El judío le dijo que debía ponerlo en una rosa para dársela a oler y así matarla. Resultó que la chica murió... sí. Pero esa chica era la hija del judío, que se la encontró muerta al llegar a casa. El también murió y el edificio quedó abandonado. Entonces se empezaron a ver espíritus (¿la chica?) y hasta 250 años después, nadie quiso ocupar la casa.
Siguiendo en el barrio judío fuimos a la C/ Marlet, donde hay una almena y una capilla con letras hebreas.

Allí se encuentra la casa más antigua de Barcelona. También está la Casa del Alquimista donde se encontraron cosas de Kabbala y hoy en día se puede ir a hacer una visita.
PLAÇA DE SANT FELIP NERI:

Se edificó encima de catacumbas, que van hasta Collserola. Se la llama Plaça de la Mort (Plaza de la Muerte) porque durante la guerra civil cayó una bomba y mató a 34 niños. Pero las marcas de fusilamientos que hay fueron de los republicanos, no de los falangistas.
Y un poco más arriba está la primera escuela de Tarot de la post-guerra.
CATEDRAL:

Enfrente de la parte de atrás de la Catedral de Barcelona está la Casa dels Canonges (Casa de los Canónigos) del S. XIII. Hay signos masónicos: la bola y el compás.

En esta parte de la Catedral hay una gárgola que es un unicornio. El agua que baja por esa gárgola, las mujeres la usan para poder quedar embarazadas o para purificarse.
MUSEU MARÉS:

Hoy en día muestra obras de arte que Frederic Marés donó a Barcelona, pero fue la cárcel de la Santa Inquisición: torturaban, etc.
PLAÇA DEL REI:

En la Plaça del Rei está el escudo de la Santa Inquisición. Es del S. XIV y es donde se ajusticiaba y quemaba a las brujas.
En ella está el Palacio de Martí l’Humà (Martín el Humano), último Rey catalán. Al lado del Palacio está la Capilla de Santa Àgata y en una esquina de dicha plaza, la casa del verdugo.
Martí l’Humà, sin un hijo heredero, hizo la Capilla en honor de Santa Maria y Santa Àgata y luego se usó para guardar las reliquias de Santa Àgata.
PLAÇA DE L’ÀNGEL:

En 1.339 apareció el Arcángel San Miguel durante el traslado de las reliquias de Santa Eulàlia, de Santa Maria del Mar a la Catedral.
Hay una casa poltergeist, abandonada. Hay un espíritu (dicen) que tiraba piedras a la gente.
CARRER BÒRIA (Calle Burla):

Por esta calle llevaban a los condenados por la Inquisición hasta Santa Caterina, por donde la gente insultaba a los condenados.
BARRI DE LA RIBERA:

Fue el centro económico de Barcelona entre los S. XIII y XV. El barrio perdió importancia cuando el centro económico se desplazó hacia el Barri de la Mercè y se construyó el nuevo puerto en el S. XVI.
La mitad del barrio se demolió en 1.714, después de la derrota de la Guerra de Sucesión, pero aún quedan grandes palacios en el Carrer Montcada.
En el S. XIX unos novios... y el novio un día al dejar la casa de su novia pasa por una calle conflictiva de la época. Lo atracan, muere y no le dicen nada a la novia que estaba delicada de salud. Ella se encierra en casa y empiezan a notar fenómenos poltergeist. La misma chica es la que dice a su familia que su novio ha muerto, que se lo había dicho él mismo.
Los padres van a hablar con un cura de la Parròquia de Santa Maria del Mar.
Le hicieron un exorcismo y ahí acabó la cosa.
Por la zona está la fuente canalizada más antigua de Barcelona.
También la casa donde Mossen Cinto Verdaguer (poeta, una de sus obras más conocidas es L’Atlàntida) hacía exorcismos. Queda tanta energía allí de la gente que pasó por ese lugar, que nadie quería vivir allí.
Por allí está, también, el prostíbulo más antiguo de la ciudad y en la esquina, para anunciarse, hay una escultura de una cabeza que se llama Carasses. Eso era un cartel indicativo de lo que allí había... teniendo en cuenta de que en la época medieval la gente no sabía leer.
CARRER DEL CREMAT:

En ese callejón se batían en duelo los caballeros. Se mató tanta gente allí que hay leyendas de apariciones. Perot lo Lladre, un bandolero, andaba por ahí.
Los que no eran caballeros se batían en el Carrer Sant Pau.
ESGLÉSIA DE SANT JAUME (antiguamente DE LA TRINITAT):

Estaba edificada en la Plaça Sant Jaume y la trasladaron donde estaba la Sinagoga. No tenía ninguna relación con la actividad judía.
Los peregrinos venían a rezar aquí antes de hacer el Camino de Santiago y Cervantes también ge a rezar para los peregrinos.
HOSPITAL DE LA SANTA CREU:

Hospital más antiguo de Catalunya. El constructor hizo una promesa: la primera persona que entrara sería sacrificada y metida dentro de la pared... es decir: emparedada. La mala suerte hizo que fuera la mujer del maestro de obras la primera persona en entrar. Y la emparedó. Se dice que se oían gritos de mujer pidiendo venganza y a la gente le daba miedo pasar por delante.
FACULTAT DE MEDICINA:
Y por último, la Facultad de Medicina. Este es el instituto médico-forense del medievo. Los miércoles por la mañana se puede visitar.
Hay que recordar que en la Edad Media la medicina se ensañaba en Monasterios....

Fuente: http://arcannum.16mb.com